Sobre las sábanas de lana

Sobre las sábanas de lana,
como si de reyes se tratasen,
al compás de aquella jodida canción americana,
y yo mirándote a los ojos,
pidiendo tu verdad.

Y no había más verdad en tus ojos,
que aquel gemido débil,
que susurrabas en tu aroma
y una dudosa luna se asomaba
alumbrando mis destrozados vaqueros azules

Y tus inscribibles bellos años,
de juventud divina,
la tuya y la mía
perdida en aquel cuarto.

Y yo mirándote a los ojos,
pidiendo tu verdad,
y tú sin hacer caso,
devorándome la piel.
Y recuerdo aquella escena
con hiel en la garganta,
pues no me diste la verdad hasta el día en que te fuiste.

Y ahora pienso,
que al menos,
me besaste fuerte antes de irte.

Barcelona, 2015.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s